sábado, 14 de mayo de 2011

Continuidad

Lleno el mundo de palabras,
Las palabras se sacian de realidad,
La realidad es tan insulsa como la blanca hoja,
La hoja blanca se deshace en fango,
El fango mueve la mano,
La mano arroja palabras,
Las palabras no le pertenecen a nadie,
Nadie dijo que esto era cierto,
Cierto es la palabra hoy,
Hoy solo tengo ganas
De llenar el mundo de palabras,
de alguna música delicada,
La música gira lenta en medio de la habitación,
La habitación
Está llena de palabras,
Las palabras le van ganando la batalla a la muerte,
La muerte ronda la casa,
Pero no entra,
No tiene permiso de ensuciar la sala,
La sala está vacía,
Y se llena de palabras.
La muchacha lee mis palabras,
Las palabras conmueven
Hasta las sombras sin reflejo,
La flor desnuda solo es otra manera
De decir una muchacha,
Una muchacha lee cuanto he escrito
Esta noche sin luna,
Sin luna la noche está vacía,
La noche hace oscuras y densas las palabras,
Las tiñe de penumbras,
Las penumbras son largas como ríos,
Los ríos siguen el curso de las palabras,
Las palabras llenan el mundo,
Yo solo sé que estoy vacío…

de Crónica del esplendor (2008-2010)

8 comentarios:

  1. Una terrible realidad: no importa que tanto digamos, al final quizá no hayamos dicho nada, como ese "Yo solo sé que estoy vacío..."

    Un abrazo, Cristian.

    ResponderEliminar
  2. Me guata el fluo y la corrinet del decir... como forma de hilvanar el mundo que pasa y que los ojos no son capces de detener, pero el verbo sí

    Un saludo desde Colombia

    ResponderEliminar
  3. Estimado José Manuel: Gracias por pasar por esta encrucijada, a veces, solo pienso en el horror de ese vacío, que al final llenan lecturas como la tuya.
    Un abrazo fraterno

    ResponderEliminar
  4. Estimado Francisco Pinzón: Muchas gracias, por leer este río que se despeña en la realidad.
    Un abrazo fraterno

    ResponderEliminar
  5. Estimadísimo Poeta Cristian Marcelo Sánchez:

    Una "Continuidad" muy bien establecida literalmente por las palabras. Sorprendentes imágenes. Esta me gustó mucho:
    ..."La muerte ronda la casa,
    Pero no entra,
    No tiene permiso de ensuciar la sala"...

    Abrazos fraternos en Amistad y Poesía verdaderas,

    Frank.

    ResponderEliminar
  6. Mi estimado amigo Frank: Muchas gracias, por pasar por este pequeño reducto de la poesía.
    Un abrazo fraterno en amistad y poesía verdaderas

    ResponderEliminar
  7. Las palabras conmueven
    Hasta las sombras sin reflejo,

    Y es en la poesía donde las palabras tienen su trajín, donde el poeta ejerce su cometido para deleite del lector... ha sido un placer entrar a su cuaderno y leer su PALABRA, Poeta.

    Saludos fraternos desde Yucatán, México.

    Marina Centeno

    ResponderEliminar
  8. Muchas gracias, Marina, es un placer tenerte en esta región olvidada del planeta.
    Un abrazo fraterno

    ResponderEliminar

DECÁLOGO DEL POETA MEDIOCRE

1. Escribir de cosas hermosas no hace bueno un poema Las rosas y las joyas, estamos de acuerdo, son hermosas. Pero incluirlas en un poe...